Equipo Tonic_

    Benjamín Ossa y Javier Toro Blume inauguran el próximo 11 de mayo en la galería parisina Sobering, le exposición, que lleva como título “Tout ce qui est droit ment”, el punto de partida del proyecto se basa en las imágenes provenientes de Chile, un país que se percibe más narrativo que visual según las palabras de los artistas. En esta exposición, los dos artistas desean comparar sus obras a esta idea mediante la creación de una narrativa en torno a sus obras abstractas.

    El título de la exposición “Tout ce qui est droit ment” se refiere a la idea de que las obras, a pesar de que son geométricas, cambian su significado cuando una persona interactúa con ellas. La mentira testifica la imposibilidad de un significado y una percepción única.

    Javier Toro Blum realizó unas estructuras luminosas. El crea cajas luminosas que tienen integradas un sistema de iluminación. Este último se coloca detrás de una película opaca de forma geométrica (rectángulo, redondas …). Así, la luz crea un aura alrededor de la forma. La superficie que oculta la luz se convierte en una superficie brillante. Las obras de Javier Toro Blum tienen que ver con las cualidades subjetivas del arte formal, con el fin de poner de relieve los “componentes comunicativos de un tipo de arte que se relaciona generalmente con las ideas del racionalismo y la expresión neutra. “

    Las obras de Benjamin Ossa exploran por sus relaciones entre formas, materiales y colores. El artista superpone paneles del mismo tamaño (bronce o aluminio), colocados a intervalos regulares. En cada panel el artista corta de una forma geométrica cuyo tamaño se reduce gradualmente a medida que progresan concéntricamente las capas. Mediante esta técnica, el artista juega con la profundidad de “estas figuras geométricas que desaparecen en diferentes perspectivas como si desaparecieran de la imagen inicial”. En su trabajo, Benjamin Ossa cuestiona la temporalidad y la percepción de la obra: el movimiento es la acción constructiva de esta transformación de la obra en el espacio.

    Javier Toro Blum y Benjamin Ossa desean así ampliar sus obras a un perímetro más amplio, social y subjetivo, como los experimentos formales del neo-constructivista brasileño Helio Oiticica o Lygia Clark . También están muy inspirados en la” Ciudad Abierta “(Open City), un proyecto utópico de los años 60 imaginado en Chile por poetas, escultores y arquitectos. Ambos artistas son parte de esta experimentación continua, tanto en la investigación formal, que llevan a cabo, como imágenes poéticas que asocian con formas puras de sus obras.